Científicos dicen que el Alzheimer puede ser una colección de enfermedades que deben ser clasificadas y tratadas por separado


Prof. Ehud Cohen del Instituto de investigación Médica Israel-CanadáDescifrando el mecanismo que subyace al desarrollo de la enfermedad de Alzheimer; los investigadores de la Facultad de Medicina de la UHJ han propuesto que la enfermedad es en realidad un conjunto de enfermedades por lo  probablemente debería ser tratada a través de distintos enfoques.

Las enfermedades neurodegenerativas son enfermedades incurables y debilitantes que resultan en la degeneración o la muerte de las células en el sistema nervioso. Condiciones tales como los trastornos por priones (el más famoso es el de "vacas locas"), la enfermedad de Alzheimer y la enfermedad de Parkinson comparten dos características clave: emergen como resultado del plegamiento  de proteínas aberrantes y agregación, y su aparición es a finales del ciclo de la vida. Estas enfermedades surgen ya sea de forma esporádica o como enfermedades hereditarias, enfermedades ligadas a mutaciones y ciertas enfermedades priónicas puedes ser infecciosas.

La mayoría de los casos diagnosticados esporádicamente fueron durante la séptima década o posterior, en la vida de los pacientes, mientras que los casos hereditarios normalmente se manifiestan durante la quinta o sexta década. A pesar de su relativa rareza, los casos ligados a la mutación son muy importantes, ya que proporcionan pistas que pueden ayudar a descifrar los mecanismos que subyacen en el desarrollo de la enfermedad.

El inicio tardío es una característica típica de las distintas enfermedades neurodegenerativas, y esto plantea cuestiones fundamentales: en primer lugar, ¿por qué las personas que llevan la mutación ligada a la enfermedad no muestran signos clínicos hasta su quinta o sexta década de la vida? Además, ¿por qué  trastornos aparentemente distintos comparten un patrón de aparición temporal común?

Una posible explicación es que a medida que las personas envejecen, la eficiencia de los mecanismos que protegen a las personas más jóvenes de la agregación tóxica de proteínas disminuye, lo que les expone a la enfermedad. De hecho, estudios previos indican claramente que el proceso de envejecimiento juega un papel clave en permitir a las enfermedades neurodegenerativas  aparecer tardíamente en la vida.

Este hallazgo plantea la cuestión de qué mecanismos están regulados negativamente por el envejecimiento, permitiendo la aparición de neurodegeneración en ancianos.

Dado que los trastornos neurodegenerativos se derivan de plegamiento de proteínas aberrantes, un equipo internacional de investigadores, dirigido por el Prof. Ehud Cohen y el Dr. Tziona Ben-Gedalya del Instituto de Investigación Médica 'Israel - Canadá' (IMRIC) en la Facultad de Medicina de la Universidad Hebrea, postulan que una disminución de la actividad de las proteínas que ayudan a otras proteínas a plegarse correctamente están asociadas al envejecimiento y podría ser el mecanismo que expone a los ancianos a la neurodegeneración.

Para identificar estos mecanismos, ellos buscaron  patrones de mutaciones similares en diferentes proteínas vinculadas  al desarrollo de enfermedades neurodegenerativas distintas. Su investigación mostró que el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer en ciertas familias, y el trastorno de prión en otras familias, se originan a partir de patrones mutacionales muy similares.

Basándose en este descubrimiento, identificaron que el mal funcionamiento de la proteína "ciclofilina B", que ayuda a proteínas nacientes a alcanzar sus estructuras espaciales adecuadas, es responsable de la manifestación de ambas enfermedades. También caracterizan exhaustivamente el mecanismo que subyace al desarrollo de la enfermedad de Alzheimer en personas que portan estas mutaciones, y se encontró que no tiene relevancia a la aparición de la enfermedad en los pacientes que llevan otras mutaciones vinculadas al Alzheimer.

Según el Dr. Ehud Cohen: "Este estudio proporciona nuevas e importantes ideas: primero, muestra que el desarrollo de enfermedades neurodegenerativas distintas se deben a un mecanismo similar. Más importante aún, indica que la enfermedad de Alzheimer puede emanar de más de un mecanismo, lo que sugiere que en realidad es una colección de enfermedades que deberían ser clasificadas por separado".

Los nuevos conocimientos derivados de este estudio pueden reforzar los esfuerzos para desarrollar nuevos tratamientos para los diferentes subtipos de la enfermedad de Alzheimer, y proporcionaría una nueva esperanza a aquellos que sufren de este trastorno incurable y para sus familias.

El Dr. Ehud Cohen añadió: "Nuestro estudio propone que la falta de desarrollo de una terapia eficaz contra el Alzheimer emana de la puesta en común del padecimiento en experimentos clínicos, de  pacientes que sufren de trastornos distintos que eventualmente conducen a los síntomas del Alzheimer, por lo tanto es esencial caracterizar cuidadosamente y clasificar los mecanismos que desembocan en la enfermedad de Alzheimer, a fin de permitir  el desarrollo de nuevas terapias que se podrían recetar al paciente de forma individual en función de su subtipo de enfermedad ".

Los co-autores del artículo incluyen a investigadores del Instituto de Ciencias Odontológicas de la Facultad de Medicina Dental de la Universidad Hebrea; Departamento de Fisiología y Farmacología de la Facultad Sackler de Medicina de la Universidad de Tel Aviv; Departamento de Bioquímica y Biología Molecular,  Facultad Wise de Ciencias Biológicas de la Universidad de Tel Aviv; y la Rama de Huesos y matriz extracellular, NICHD del instituto de Salud Nacional (NIH) de los Estados Unidos.

El estudio fue apoyado por la Fundación Rosalinde y Arthur Gilbert (AFAR), el Consejo Europeo de Investigación, el Instituto Nacional de Psicobiología de Israel (NIPI), y la Fundación de Ciencias de Israel.

Haz click aquí para revisar el artículo.