Frescos del Período Románico fueron descubiertos por excavaciones de la UHJ en Zippori, Galilea


 

La parte de atrás de un tigre con su cola en forma de rizo, en un fresco de Zippori, que data de los primero años del segundo siglo DEC (Foto: G. Laron)

Jerusalem, 10 de agosto de 2016

Un equipo de la Universidad Hebrea ha descubierto cientos de fragmentos que pertenecen a murales del período románico, en el parque nacional Zippori. Los fragmentos, que contienen imágenes figurativas, patrones florales y diseños geométricos, iluminan lo que es Zippori (Sepphoris), que fue un importante centro urbano para los judíos de Galilea durante los  períodos románico y bizantino.

El descubrimiento fue realizado este verano en las excavaciones de Zippori, en memoria de Ursula Johanna y Fritz Werner Blumenthal de Perth, de Australia Occidental. Las excavaciones son dirigidas por el Prof. Zeev Weiss, el Profesor de Arqueología en el Instituto de Arqueología de la Universidad Hebrea.

Los frescos decoraban un edificio monumental que fue erigido a principios del segundo siglo AEC al norte del decumanus, una calle columnata que cortaba la ciudad entre este y oeste continuando hacia los pies del Acrópolis. El edificio, cuya función no está clara a este punto de la excavación se extendía a lo largo de un área amplia, y la naturaleza de los artefactos descubiertos indica que era un importante edificio público. En el centro del edificio había un patio de pedregullo y un pórtico lateral decorado con estucos. Al noroeste del patio, fueron descubiertas bóvedas subterráneas. Algunas de ellas fueron usadas como cisternas de agua, siendo su construcción de alta calidad.  Las paredes del monumental edificio fueron desmanteladas en la antigüedad y los materiales del edificio – piedra y yeso, algunos de color – fueron enterrados bajo el suelo de un edificio románico establecido en el mismo lugar. Cientos de fragmentos de yeso descubiertos durante esta temporada de excavaciones se concentraron en una única área, y pertenecen aparentemente a uno o varios cuartos del edificio anterior.

Los patrones de los fragmentos de yeso son variados y están decorados en muchos colores. Entre ellos hay patrones geométricos (guilloche) y coloridos y brillantes paneles. Otros paneles contienen diseños florales (sombras ligeras en fondos rojos en varios colores o en un fondo blanco).

Particularmente importantes son las piezas que representan figuras – la cabeza de un león, un animal con cuernos (quizás un toro), un pájaro, las patas traseras de un tigre y más – usualmente en un fondo negro. Las investigaciones sobre estas piezas se encuentran recién en sus comienzos pero ya es claro que por lo menos un cuarto en la habitación del edificio fue decorada con imágenes figurativas, representando posiblemente animales exóticos y pájaros en varias posiciones.

Antes de la Gran Revuelta contra los romanos, la población de Zippori no era de gran tamaño, y los descubrimientos arqueológicos que datan de este período se destacan particularmente por la ausencia de imágenes figurativas – tanto humanos como animales. La construcción de la ciudad romana de Zippori luego de la Gran Revuelta a finales del primer siglo y principios del segundo siglo, indican un cambio en la actitud de los judíos de la Galilea hacia Roma y su cultura. La ciudad ganó un status de polis gracias a su lealtad a Roma durante la Gran Revuelta, construyendo edificios públicos monumentales, como le corresponde a una polis, que se destacaba en el paisaje urbano. Este florecimiento arquitectónico también incluyó el descubrimiento del edificio monumental al norte del decumanus cuyas paredes fueron decoradas con frescos, y cuyos restos fueron descubiertos en esta ocasión.

Los nuevos descubrimientos en Zippori contribuyen significativamente a la investigación del arte románico en Israel. A la fecha, los excavadores descubrieron los muros de algunos edificios públicos y privados de algunos edificios del Zippori romano (SII y SIII DC) que fueron decorados con coloridos frescos en patrones geométricos y florales. Los descubrimientos en esta oportunidad son las primeras y únicas evidencias de imágenes figurativas en pinturas de murales en el lugar. Los descubrimientos datan del principio del segundo siglo DC. Algunos paneles que contienen representaciones de figuras fueron descubiertos hace algunos años en el Palacio de Herodes en Herodium, y de acuerdo con Yosef (Vida de Yosef 65-69) los muros del palacio de Herodes en Tiberias también fueron decorados con pinturas de murales representando animales; pero más allá de eso, ningún mural con representaciones de figuras, que daten del primer siglo y el comienzo del segundo DC, fueron descubiertos hasta la fecha en esa región.

El descubrimiento en Zippori es único y ofrece nueva información respecto de murales en la Palestina Románica. Zippori es conocido por sus únicos murales. Los nuevos frescos descubiertos se agregan ahora a la rica cultura material de la ciudad. Mientras que los primeros mosaicos descubiertos en ese lugar datan alrededor del 200 DC, los frescos antiguos son 100 años más antiguos y por lo tanto de gran importancia.

Estos descubrimientos abren preguntas relacionadas con su trasfondo socio histórico. Quién inició la construcción del edificio monumental que fue descubierto al norte del decumanus? Quién es responsable de elegir los diseños que adornan los muros, y para quién fueron hechos?

Los varios descubrimientos realizados a lo largo del lugar indican que Zippori, la capital judía de Galilea, fue un hogar para muchos habitantes judíos en el período Romano, pero la ciudad también tenía una significativa comunidad pagana para la cual el templo fue construida al sur del decumanus, contrario al edificio monumental, parte de la cual fue descubierta en esta oportunidad. Es difícil determinar quién fue responsable por la construcción y decoración de este edificio monumental, a esta altura de la excavación. Sin embargo los nuevos descubrimientos claramente reflejan el clima multi cultural que caracteriza a Zippori en los años que siguen a la Gran Revuelta, a finales del primer siglo y el segundo siglo DC.

Sobre las excavaciones en Zippori

La mayor parte del trabajo arqueológico realizado en Zippori desde 1990 fue liderado por el Instituto de Arqueología de la Universidad Hebrea de Jerusalem. Este equipo trabajó en las alturas de la montaña así como en un área del Oriente. El equipo de la Universidad Hebrea alcanzó a revelar una ciudad que fue planificada alrededor de una impresionante red de ciudades. Varias edificaciones, públicas y privadas, fueron  construidas en la ciudad que existió en el período bizantino. Entre los edificios públicos que fueron descubiertos existe un templo romano, bañaderas, un teatro, dos iglesias, y una sinagoga. Alrededor de 60 mosaicos que datan de los siglos tres y cinco siglos DC fueron descubiertos en Zippori, hasta la fecha, tanto entre edificios públicos y privados. Los mosaicos incluyen ricas, numerosas y variadas representaciones iconográficas, categorizando a la ciudad entre los centros mosaicos más importantes del Oriente bizantino y romano. La diversidad de descubrimientos que han salido a la luz en el curso de las excavaciones ofrecen una rica información sobre el multifacético centro urbano, permitiéndole a uno sacar significativas conclusiones sobre la composición demográfica de esta cuidad Helenizada, desarrollo arquitectónico, y el día a día, así como las relaciones culturales entre las varias comunidades residiendo en Zippori durante los primeros siglos de la Era Común.

Sobre el instituto de arqueología

El instituto de arqueología, el lugar de nacimiento de la arqueología israelí, es una unidad de investigación y enseñanza dentro de la Facultad de Humanidades de la Universidad. Los programas académicos incluyen estudios de grado, maestría y doctorado en arqueología prehistórica, bíblica y clásica, civilizaciones del Cercano Oriente y arqueología computarizada. Además de su rol como una institución de capacitación y entrenamiento, el instituto está involucrado en mayores emprendimientos arqueológicos y programas interdisciplinarios de investigación. Sus excavaciones en lugares prehistóricos e históricos han modelado muchos de los actuales paradigmas en arqueología israelí y contribuido a un mejor entendimiento del comportamiento humano.